JUEGOS DE CONSTRUCCIÓN PARA NIÑOS

Los juegos de edificar, o también llamados juegos de construcción para niños , son un excelente recurso con el que los pequeños pueden aprender diferentes conceptos y habilidades. El día de hoy quiero centrarme en este género de juegos y explicarte ciertos muchos beneficios que obtendrán al jugar con ellos desde bien temprana edad, puesto que los encontramos de diferentes formas, colores, tamaños y materiales. De forma que no pienses que tu hijo es demasiado pequeño o bien mayor para usar estos juegos de edificar que te planteo hoy.

Los juegos de edificar, o asimismo llamados juegos de construcción con bloques, son un genial recurso con el que los pequeños pueden aprender diferentes conceptos y habilidades. El día de hoy deseo centrarme en esta clase de juegos y explicarte algunos de los muchos beneficios que obtendrán al jugar con ellos desde bien temprana edad, puesto que los encontramos de diferentes formas, colores, tamaños y materiales. De tal modo que no pienses que tu hijo es demasiado pequeño o bien mayor para emplear estos juegos de edificar que te propongo el día de hoy.

¿QUÉ SON LOS JUEGOS DE CONSTRUCCIÓN?
Los juegos de bloques, de construir o de construcción, sea como sea que les llames son ese tipo de juegos de los que tanto me gusta aconsejar, porque estimulan diferentes habilidades y potencian el aprendizaje de múltiples conceptos, tal como te explicaré a continuación.

Gracias a la enorme diversidad de marcas y materiales que encontramos en el mercado, los niños pueden comenzar a jugar con ellos desde los un par de años, más o menos. De hecho, fue justo en motivo del segundo aniversario de mi primer hijo cuando le regalamos una gran bolsa de bloques. Un juego de construir que hoy día, 9 años más tarde todavía utiliza junto a su hermano pequeño.

Hecho el inciso, los juegos de construcción son aquellos formados por diferentes bloques que dejan a los niños construir casas, puentes, castillos, animales, naves espaciales o bien lo que sea que su imaginación les lleve a crear.

En función de la edad, los bloques son más o menos grandes para adaptarse a ellos. De manera que para los más pequeños hallamos piezas grandes a fin de que no puedan tragárselas al llevárselas instintivamente a la boca y puedan encajar las piezas con sus manos aún inexpertas. A medida que van creciendo podemos ir incorporando otros juegos de construcción con piezas y elementos más pequeños. En este sentido la variedad es mucho más amplia. En la página web de Material Escolar tienes un extenso catálogo donde elegir el que más os encaje y guste.

Pero veamos ciertos muchos beneficios que aporta a nuestros hijos el hecho de jugar con este género de juegos.

10 BENEFICIOS DE LOS JUEGOS DE CONSTRUCCIÓN PARA NIÑOS
Estimulan y desarrollan la psicomotricidad fina de manos y dedos de los más pequeños. Una habilidad que necesitarán fortalecer cuando llegue el instante de iniciarse en la escritura.
Promueven la atención y concentración. Al jugar con este tipo de elementos los niños están atentos y concentrados en una actividad que les resulta estimulante, con lo que pueden pasar largos instantes efectuando diferentes construcciones y pensando en de qué manera mejorarlas.
Ayuda a expandir el léxico tanto de los más pequeños como de los mayores.
Permiten el descubrimiento de diferentes formas, tamaños y colores.
Favorecen el desarrollo de las habilidades visoespaciales y visoconstructivas. Adquieren nociones de equilibrio, simetría y resistencia.
Dejan el aprendizaje de diferentes conceptos matemáticos, desde los más simples a los más complejos dependiendo de la edad. Con los más pequeños podemos aprovechar para comenzarlos en la numeración mientras que con los mayores se pueden trabajar las tablas de multiplicar o bien la geometría, por poner algún ejemplo.
Favorecen el desarrollo de ciertas habilidades intrapersonales como la paciencia y autocontrol.
Si se juega en conjunto o bien equipo las habilidades que dejan desarrollar son las de colaboración, negociación, de saber compartir o bien aprender a escuchar.
Fortalecen la imaginación y la inventiva. Dejan ser utilizados asimismo como un juego de simulación, donde los pequeños y niñas adoptan diferentes papeles. De este modo los juegos de edificar son elementos que crean nuevos mundos o realidades donde los niños recrean personajes y formas de ser, reales o bien imaginarios.
Ayudan a integran normas de convivencia, puesto que tras utilizarlas deben ordenarlas y guardarlas en su sitio.
EN CONCLUSIÓN.
Vistos estos diez beneficios que nos proporcionan esta clase de juegos a nadie se le puede escapar que los juegos de construir son uno de esos juegos que no deben faltar en ninguna casa con niños, tengan la edad que tengan. Pues a grandes rasgos hemos visto como asisten a su desarrollo tanto a nivel motriz, cognitivo, social y sensible.

Si crees que este post puede ser útil para otros progenitores y madres no olvides compartirlo en tus redes sociales.

[ads_post_related]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

[ads_post_bottom]